125 años, miles de historias de infancia y juventud

La Fundación San Antonio se posiciona este 2019 como una de las obras más emblemáticas de la Arquidiócesis de Bogotá.

Una humilde labor, que comenzó en 1894 con la Obra del Niño Jesús bajo la iniciativa de Monseñor Manuel María Camargo, es hoy una sólida institución que beneficia a más de 5.000 niños, niñas y jóvenes por año. Sus dos programas, el Gimnasio Manuel María Camargo ubicado al sur de Bogotá y los 12 centros Redes, espacios de formación y recreación fuera del horario escolar, son el objeto y misión de la Fundación San Antonio, una compleja obra que cumple este 2019, 125 años al servicio de los más necesitados.

Bajo la premisa, transformar el tiempo libre en una oportunidad, el programa Redes beneficia a más de 1.500 niños de las localidades Usme, Ciudad Bolívar, Soacha y Kennedy, en la búsqueda permanente de brindar herramientas educativas y lúdicas en esos sectores vulnerables de la inmensa capital colombiana. Y el Gimnasio Monseñor Manuel María Camargo, por su parte, brinda una educación de alta calidad con un sistema de becas y medias becas que favorece el entorno socio-económico de 1.400 familias.

Con una nueva Dirección Ejecutiva, la Fundación persigue este año una ambiciosa meta, ampliar la cobertura del programa Redes y asegurar la pertinencia en cada uno de sus módulos educativos, para que este modelo de educación informal pueda servir como ejemplo de cómo un sistema organizado de herramientas lúdicas y formativas ofrece herramientas para que los niños, niñas y jóvenes se alejen de los vicios y aprovechen sus ratos de ocio de una mejor manera.

Con nuestros programas de educación formal, aprovechamiento del tiempo libre y los acuerdos de cooperación interinstitucional que desarrollamos desde hace varias décadas, se está fortaleciendo el capital humano más importante de nuestra ciudad.

Fundación San Antonio

Traducir »